Pies de seda con ictioterapia

Uno de los tratamientos más lujosos e innovadores para cuidar manos y pies es la ictioterapia. Se trata de un tratamiento compuesto por pequeños anfibios que comen las pieles muertas dejando la piel sana y limpia. Estos peces viven en las cuencas de los ríos en Turquía, Siria, Irak e Irán, viven unos cinco años, miden unos diez centímetros y soportan temperaturas de hasta 40 grados. Su principal objetivo es comerse los tejidos muertos del cuerpo y ayudar a regenerar células nuevas en la piel, permitiendo así que las heridas se curen rápidamente. En Turquía ya existen balnearios dedicados exclusivamente a la ictioterapia y en España ya son muchos los centros de belleza que ofrecen este servicio. El tratamiento con estos peces no produce ningún daño, pero aseguraos de que sean auténticos peces Garra rufa, ya que en algunos sitios os pueden dar gato por liebre y haceros el tratamiento con unos peces chinos, los Chin-Chin o Doctor fish, que no son tan inofensivos, tienen dientes y pueden producir heridas. Cada sesión de tratamiento viene a durar unos 30 minutos y consiste en meter los pies en el interior de una gran pecera, al principio notas como un cosquilleo que recorre tus pies pero luego se convierte en un micro-masaje con un resultado espectacular. Si quieres que el día de tu boda la piel de tus pies esté tan suave como la de un bebé, no dudes en probar la ictioterapia.

Pies de seda con ictioterapia ictioterapia_3_600x300 Pies de seda con ictioterapia ictioterapia_5_290x300 Pies de seda con ictioterapia ictioterapia_6_290x300 Pies de seda con ictioterapia ictioterapia_4_600x300

Por favor, ayúdanos calificando este post
[Total: 0 Media: 0]