En abril, aguas mil

La verdad es que este mes de abril está haciendo honor al dicho y cada mañana, cuando me levanto, lo primero que hago es mirar por la ventana para ver qué tiempo hace. Hoy, como ayer, el cielo ha amanecido nublado y las previsiones para mañana parece que no mejoran. En un mes como este, que ya empiezan a sonar campanas de boda por las iglesias y juzgados, no puedo evitar pensar en la novia que a un día de su boda no deja de mirar al cielo temiendo que la lluvia caiga sin piedad sobre su día más soñado. Pero como soy de las que siempre ve el vaso medio lleno, pienso que hay que darle la vuelta a las situaciones inesperadas y enfrentarse a ellas con una sonrisa. El post de hoy va precisamente de eso, de la combinación imperfecta de lluvia y boda. Se trata de un reportaje muy divertido donde las nubes de algodón, las botas de agua y las guirnaldas de gotas de lluvia, son las protagonistas. Me he divertido mucho viendo las fotografías y por las caras de sus protagonistas me huelo que ellos también. No os perdáis ningún detalle porque el ‘mal tiempo’ está presente de principio a fin, en las invitaciones, en los ramos de la novia y sus damas de honor con forma de gran nube de algodón de colores, en el pastel nupcial, en las guirnaldas con pompones blancos o en las nubes de las cañitas de los refrescos… ¡hasta el florero tiene forma de botas de agua! Así que ya lo sabéis, si el día de vuestra boda se pone a llover, tened a mano unas buenas botas de agua, un paraguas divertido y muuuuuchas ganas de pasároslo bien. Porque como también reza otro dicho castellano: ‘Boda lluviosa, boda dichosa’.

Fotografía: Kate Connolly

En abril, aguas mil abril_1_600x902 En abril, aguas mil abril_2_600x398 En abril, aguas mil abril_3_600x892 En abril, aguas mil abril_4_600x452 En abril, aguas mil abril_5_600x388 En abril, aguas mil abril_6_600x296 En abril, aguas mil abril_7_600x400 En abril, aguas mil abril_8_600x434 En abril, aguas mil abril_9_600x406 En abril, aguas mil abril_10_600x906 En abril, aguas mil abril_11_600x906 En abril, aguas mil abril_12_600x402 En abril, aguas mil abril_13_600x450 En abril, aguas mil abril_14_600x450 En abril, aguas mil abril_15_600x398 En abril, aguas mil abril_16_600x904 En abril, aguas mil abril_17_600x400 En abril, aguas mil abril_18_600x900 En abril, aguas mil abril_19_600x452 En abril, aguas mil abril_20_600x452 En abril, aguas mil abril_21_600x452 En abril, aguas mil abril_22_600x276 En abril, aguas mil abril_23_600x400 En abril, aguas mil abril_24_600x400 En abril, aguas mil abril_25_600x264

Por favor, ayúdanos calificando este post
[Total: 2 Media: 5]

Comments

  1. Lorena says

    Hombre las fotos con un paraguas brillando el sol son muy simpáticas claro!!!yo me caso en octubre y soy de Galicia así que tengo un montón de posibilidades de que llueva pero lo cierto es que es un tema que no me preocupa aunque he de confesar que el sol es maravilloso para todo!

  2. says

    … A mi me llovió… mucho… recuerdo a mi madre, la peluquera y la maquilladora al borde de la histeria… y lamentándose…
    El tiempo es lo que menos se puede controlar en una boda. En Asturias, el año pasado todos los sábados de Julio llovió, así que ni si quiera el casarse en verano lo puede asegurar.. evidentemente en Noviembre.. yo tenía las mismas papeletas… diluvió.. a las 11 de la mañana caía agua.. que parece que me iba a tener que llevar el mismisimo Noé al Ayuntamiento… pero luego… sorpresa… escampó!. Y respetó la salida, la llegada al restaurante y parte de la tarde.
    Las fotos con el suelo mojado quedaron preciosas, y se veía todo más verde y brillante… con un color…
    No me puedo quejar… incluso con la lluvia .. fue un día maravilloso!.

  3. M Luisa Entre Tules WP says

    ¡Yo tengo ese paraguas! Viendo las fotos, da mucho juego. Para un preboda divertido queda genial, no sé yo si habrá alguna novia que quiera arriesgarse a experimentar con regaderas el día de su boda 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *